domingo

14-03-2010.-A PIQUE DE UN REPIQUE

Faltan solo 45 dias para empezar nuestro viaje de este año, y los fines de semana en que no trabajamos, lo dedicamos a pequeñas reparaciones y puestas a punto del barco.
Una de ellas es la colocación de peldaños en el palo, pues en varias ocasiones hemos tenio problemas que se hubieran solucionado fácilmente subiendo al palo. Pero esto es algo que se vuelve dificil navegando a dos y mas si, como es mi caso, te aterra la escalada.
Así que como ejercicio de entrenamiento progresivo, había decidido colocar yo mismo los peldaños, con lo que poco a poco iría acostumbrandome a las alturas. Todo ello lo voy a contar en la zona de bricolage.
Pero un despiste muy tonto ha podido dar al traste con bricolage y proyectos de futuro.
Sin darme cuenta, el portabrocas del taladro que perforaba el alojamiento de remaches rozaba con la driza que me mantenía colgado el arnés.

Contra lo que es habitual cuando subo a alguien al palo,. no llevaba segunda driza de seguridad, pues estaba al mismo tiempo probando las diferencias entre subir con arnes de escalada o con sillín ( Guindola)



Solo hay que mirar el resultado de unos segundos rozando con el cabo.

Hubiera sido una caida a plomo desde la primera cruceta. Casi nada. En mi caso el Angel de la Guarda ha velado por mi y puedo contaroslo para que tomeis precauciones. Seguiremos trabajando y con la mente puesta en el día 1 de Mayo, día de salida de nuestro viaje.