miércoles

25-08-2010.- Del acropolis al avión. Hasta pronto, Lola

Tenemos todo el día libre hasta las tres de la madrugada en que sale el avión de Lola con destino Barcelona-Málaga, así que una vez finalizadas las tareas de empaquetado de equipaje, decidimos que por lo mismo que nos va a costar el taxi de Lola al aeropuerto, podemos alquilar un coche y darnos una vuelta, por Atenas a ver algunas cosas que quedaron pendientes el año pasado, y ver el nuevo museo del Acrópolis innagurado este invierno.

Entrar en Atenas es fácil, solo hay que seguir unas indicaciones que van diciendo centro, centro...El problema es que una vez dentro todas las indicaciones están en griego y caminamos a ciegas, guiados solo por el instinto, con idea de encontrar un aparcamiento y dejar el coche. Pero la suerte nos acompaña y por una calle lateral acierto a ver el Acrópolis. Si lo voy dejando siempre a la izquierda y me acerco a él, nos acercamos a nuestro destino que está cerca de los teatros de la ladera.

Al poco rato reconocemos que estamos en las calles de Placa, el mercado de las pulgas y tras de algunos pasos mas, ¡¡BINGO!! encontramos un aparcamiento libre a menos de cien metros de la puerta del museo

Se trata de un edifiio de aspecto "modernete", es decir básicamente rectangular y con una planta descuadrada, a lo Campo Baeza, que a mi siempre me han parecido mas falta de precisión en el uso de la escuadra y el cartabón ( o sus sucedanos informáticos) que autentica capacidad de creación de sus autores. Claro que ellos están en las revistas y yo no. Claro que ellos juegas a eso y yo no.



El resto de las notabilidades del proyecto es casual, como la aparición de unas ruinas durante el proceso de construcción y su integración al edificio como un elemento mas y un sofisticado modelo mecánico para la prevención de daños por terremotos mediante un sistema de péndulo, como el de las torres petronas de Malasia y sobre el que algunos autores dejan muchas dudas de su eficacia. Desde luego no deja de sorprender el grandísimo vuelo de la entrada, que en caso de sismo impondría una componente de aceleración de difícil control por la forma en que se une al resto del edificio
Los espacios son amplios y de momento poco llenos y es de agradecer el poder ver los originales del Pórtico de las Cariatides de cerca y a nivel de los ojos. Las fotografías está prohibidas y hay un fuerte control sobre el tema
Las fachadas laterales permiten ver el Partenón sobre la colina cercana e iluminan de una forma poco natural, por falta de sombras las réplicas de las metópas y el friso interno, donde sucintos carteles anuncian que los originales se encuentran en... el Museo Británico en su mayoría. A pesar de todas las críticas la idea es buena y permitiría tener a buen recaudo las piezas originales, tal como se han conservado y hacer una restauración  con todo el colorido y dorado brillo del original, para que nos pudieramos hacer una idea de como vivian estos primitivos reinos, siempre en disputas y que han culminado en este invento moderno que es el estado griego, mal que les pese ( y les pesa) a los turcos

Una vez en la calle no sorprende de pasada un cartel que anuncia una exposición sobre arquitetura española
Volvemos al barco y descansamos, cenamos y nos despedimos. Lola tiene que dejarme, con envidia, pena y mucha preocupación para que yo me encargue de llevar sano y salvo al Capitan Teach hasta su base
Mañana será otro día. Mañana empezará otro viaje

martes

24-08-2010.- Triple entrada ( Cabo Sunion)

Nos levantamos temprano (seis de la mañana) para salir con las primeras luces del día a hacer el que va a ser nuestro último tramo juntos (Lola y Yo) de este viaje, Ya que Lola va a volver por avión y yo regresaré con el barco poco a poco, solo si no encuentro quien me quiera acompañar.

El viento es de fuerza seis-siete por la popa casi cerrada y hacemos una navegación muy tranquila con solo la trinqueta y motor a ralentí. Nos acompañan olas de máximo dos metros  a partir que se separan las costas del continente y de Evia.

Llevamos una información de unos amigos de que en vez de ir a la Marina Olimpic (48 € mas Iva) hay un puertecito y un fondeo natural muy protegido en Puerto Rafti, que está mucho mas cerca del aeropuerto.

Al llegar allí efectivamente entramos en una ensenada donde muchos barcos permanecen el invierno amarrados a un muerto o a su propia ancla. Pero el muelle al que quiero amarrar, solo acepta cinco barcos y está totalmente ocupado. Además hay barcos haciendo cola para amarrarse y no se ven casetas de agua ni electricidad. El pueblo es poca cosa y veo dificil que se pueda alquilar un coche para aprovechar e ir a Atenas.

Así que decido continuar viaje en dirección a la Olimpic Marina.

Pero llama mi atención la existencia de un puerto grande al que el derrotero apenas hace referencia, Puerto Lavrio.

Nos encaminamos hacia allá y entramos a ver que pasa y terminamos amarrados en el muelle de los barcos de Charter y conectados a la electricidad de forma gratuita hasta el viernes en que llegan los barcos del charter. Hay un pueblo con casi de todo incluido un Ren a Car, supermercados, restaurantes, tabernas, etc
Para no quedarnos con la duda caminamos hasta la Olimpic Marina, que presume de ser la mejor de Grecia y... ¡¡ Menudo chasco!! Efectivamente la marina está llena de barcos pero en tierra no hay nada de nada. Una tienda de náutica muy cara ( mejor diría que carísima), un bar y un supermercado que aparte de un "parchis" y cuatro latas no tiene de nada. Es una copia del desierto del Sahara, pero en Marina.




Me acerco a preguntar el precio de un atraque por contrato anual para un barco como el mio (de 12 a 15 metros) casi 9.000 € mas iva.

Volvemos dandonos felicitaciones por la suerte de haber encontrado el puerto de Lavrio, sin que nadie nos hubiera hablado de ello, a pesar de que pasamos la noche cerca de un bar que nos ha tenido con música griega hasta las cuatro de la mañana.

Total a escoger y revolver.

domingo

22 y 23 de agosto- El puente de Khalkis


Dejamos atras el puerto de Thermas con su vida de valneario y nos preparamos para correr el viento del norte que tenemos anunciado llegará hasta fuerza 6 del Norte, aunque luego la realidad es que el viento viene del Este y con la velocidad del barco el aparente se transforma en vientos que en las rachas llegan a los 42/45 nudos.

Navegamos solo con la trinqueta y una punta de motor, y a pesar de que apenas hay mar, las rafagas levantan un chispeo que nos obliga a ponernos los chubasqueros.

Obligo a toda la tripulación a ponerse chalecos y arneses cuando veo que una de nuestras invitadas, que pasa, en un momento de hacer una carantoña a su pareja, a salir despedida al asustarse con un roción y perder el equilibrio. Solo va hasta el asiento contrario, pero... Mejor prevenir
 
Llegamos a Khalkis sobre las cinco de la tarde y el muelle está lleno de barcos, pues no han abierto el puente la noche antes. Hay barcos abarloados de dos en fondo y la tipica motora que se niega a que nadie se abarloe a ellos.Hacemos un atraque de esos milagrosos donde quedamos a menos de medio metro del barco a motor y a menos de otro medio de una linea de fondeo de las barcas locales y pegados al muro en que hay una pieza metálica que amenaza nuestro casco. Todo ello con vientos de 25 nudos. Una colocación estratégica de las defensas parece funcionar.
.
Hay que ir a una oficina de la autoridad portuaria a pagar las tasas de paso del puente, unos 18 Euros, y aprovecho para ver el puente de marras.

Me deja impresionado la fuerza y la velocidad con la que pasa el agua. Me cuenta un marinero que en esta zona tan estrecha, donde murió Aristóteles, tratando de investigar las causas de esas corrientes, que no guardan una relación directa ni con la luna ni con las mareas. Un reasponsable del puente decide cual es el momento oportuno para cerrar el tráfico y pasar los barcos.

El proceso es complicado. A las diez de la noche te piden que conectes la emisora de VHF en el canal 12 y permanezcas a la escucha. A las 12 y media te piden que permanezcas en "escucha". A las dos de la mañana hay una llamada personalizada a nuestro barco para decirnos que preparemos el barco, que en 20 minutos comenzara el operatvo y que no movamos el barco hasta que pasen los grandes Barcos y que luego iremos nosostros

Mientras tanto una barquita recorre el canal haciendo mediciones de corriente. Suena la señal y comienza el operativo. Cuatro veleros salen del sur hacia el norte dos motonaves pasan del norte al sur. Unos ocho veleros y dos motoras les seguimos y pasamos el canal sin corriente de ninguna clase y enfilamos hacia el sigueinte puente, un colgante de treinta y cinco metros de luz

Las luces de las ciudades costeras hacen dificil ver las luces de navegación de los otros barcos ni las de las balizas de enfilaciones.

Son las 4,00 de la mañana. Hemos estado casi 12 horas para pasar el puente de las cuales cinco han sido de guardia junto a la emisora, con golpes de viento de mas de 25 nudos y fuerte corriente. Es sorprendente que en el momento de abrir el puente todo ha quedado calmado, viento y corriente y el paso es sencillo, pero el agotamiento psiquico es grande y se impone dormir un poco.


Navegamos hasta salir del "Diavolos" y nos vamos a Erétria, un puerto de pescadores y salida de ferrys que utilicé para pasar a Atenas a por la hélice y al que me atrevo a entrar a pesar de que la luna se oculta y gacemos la maniobra en la mas absoluta oscuridad.

Todo el dia 23 lo hacemos de descanso, playa y comida en la calle. Como no, pulpo a la brasa y espaguetis con langosta y un largo, largo paseo hasta y desde el barco