sábado

05 a 08 de Julio De Monenvasia a Elafonisis y Ghythion


Ruta entre Monenvasia y la isla de Elafonisos
Nuestro periplo nos lleva ahora a doblar el mítico Cabo Maleas, que tiene fama de levantar mucho mar en sus cercanías, y que algunos libros de derroteros, como la famosa Guía Imray de Rod Heikell, comparan al no menos mítico Cabo de Hornos.

Lo cierto es que ya van varias veces que hemos hecho esta ruta del Peloponeso en las dos direcciones y nunca nos ha sido imposible de pasar. Eso sí. Los vientos de origen catavático en las cercanías de la costa son muy fuertes y se alcanzan fácilmente los 45 y 50 nudos, pero el mar está, con vientos del norte, como un plato

 Puerto de Neapolis al oeste de Maleas

Hay en la costa de la bahía de Elafonisos dos muelles en que los barcos esperan a encontrar una ventana en la que no sople el viento del norte en el Sarónico, lo que hace imposible remontar la costa del Peloponeso.

El puerto y ciudad de Neapolis y el muelle y fondeadero de Palaiocastro, donde a veces se acumulan gran cantidad de barcos a la espera de la meteo adecuada.

El muelle y fondeadero de Plaiocastro

Pero nosotros tenemos suerte y cruzamos maleas con solo algunas rachas de trvés que no superan los 32 nudos, encontrando luego un mar en calma que nos permite fondear en la maravillosa y superfotografiada playa de la isla de Elafonisos, la playa de arena mas espectacular que conocemos en Grecia.

La espectacular playa de Elafonisis

No es fácil acercarse a la playa con el chinchorro, pues mucha extensión de la misma , a modo de arrecife, está plagada de rocas puntiagudas que pueden destrozar las lonas.

La almiranta sujetando el peso del barco
 Actualmente la paradisiaca playa ha sido tomada por el turismo y ha surgido un resort de apartamentos, pero todo de esa manera Griega tan lejana de las aglomeraciones a que nos tiene acostumbrados las costas de las diferentes regiones de España .

Nuestros amigos del "Calma" nos han seguido desde Monenvasia
El fondo es poseidonia, que crece y se mantiene vigorosa a pesar de los arados a que les sometemos con las anclas y es gracias a que en las cercanías no existe ninguna depuradora ni vertido industrial ni urbano. Así que antes de soltar el hierro hay que buscar algún claro para dormir tranquilos.

Derrota entre Elafonisos y Ghyyhion
Por la mañana vamos a Ayos Arkangelos y no nos quedamos porque se trata de una ensenada llena de boyas de fondeo de las que no nos fiamos ni poco ni mucho ni nada, con lo que con un apacible través nos desplazcamos hasta Ghyhtion, donde ya han terminado las obras de ampliación del muelle exterior., pero que no ha aumentado las plazas para transeuntes.
Vista panorámica de Gythion y la isla de Kranai
Siempre queda la alternativa de fondear en la ensenada que forma la isla de Kranai, como harían Chemari y Emili, poco dados a los puertos aunque sean gratuitos y dotados de electricidad y agua como este., que es un buen puerto de base para visitar Sparta y sobre todo la cercana ciudad medieval.

Frente del puerto de Ghythion y su aspecto Veneciano
 En la noche asistimos a un espectáculo en la plaza del ayuntamiento, donde se ejecutan bailes de diferentes modalidades por grupos de danzantes ataviados con las ropas folclóricas.



En Ghythion hemos conocido a esta pareja de Cántabros, que se juegan la vida cada vez que suben o bajan del barco, ya que no llevan ningún tipo de escala o pasarela. Una de las ventajas del sistema es que así nadie se te sube en el barco y las cervezas duran mas. No son los únicos

La tripulación del Ramba VI

En Ghythion nos despediremos de Chemari y Emili, del Calma, que están ya de retirada hacia Barcelona. en un viaje que van contando en su blog., navegando despacio y con esa luz en los ojos que espero no pierdan nunca. Esperamos encontraros muchas mas veces.

Nuevos amigos para siempre

miércoles

02 a 04 de Julio 2018 Astro -Gerakas -Monenvasia


Derrota Koilada a Astro
Desde Koilada cruzamos a la cara Este de la puntas del Peloponeso, que nos llevarán, después de doblar el mítico cabo Maleas hasta el Jónico.

El puerto de Astro es uno de nuestros lugares de descanso cuando comiencen los Meltemis de Agosto.

La foto es antigua, ya que han reforzado el espigón exterior y añadido unos pantalanes que cruzan el puerto. servicios de agua y electricidad y pago religioso de las taxas de atraque.

Puerto de Astro
Resbalando la costa tenemos marcados muchos puntoas donde hemos fondeado alguna vez.

Derrota de Astro a Gerakas
Los mas representativos son el puerto de Leonidium (Plaka), un pequeño puerto donde si se tiene suerte se puede amarrar, aunque suele estar bastante lleno

Pequeño puerto de Plaka-Leonidium
Interior del puerto de Plaka
y el espigón y playa de Kiparisi, un pequeño enclave de vacaciones muy pintoresco.
Siguiendo la costa hacia el sur hay un atraque un tanto peculiar. el muelle corresponde a una iglesia.

Pequeño puerto de Kiparisi
Y por fin llegamos a la ria de Gerakas, uno de nuestros sitios favoritos de esta zona.
Difícil de encontrar si no sabes donde está. Se trata de un pequeño asentamiento en una especie de fiordo, que comunica con una laguna donde desgraciadamente no hay fondo para los veleros.

Ria y Laguna de Gerakas
Un espigón permite el atraque de unos seis barcos, aunque es posible amarrarse con cabos largos en el frente donde están las tres tabernas, utilizando el "dingui" como pasarela, ya que no hay calado cerca del muelle por culpa del balasto.

L a "piscina natural" de Gerakas
La sorpresa este año ha sido que han instalado tomas de electricidad y agua en el muelle y han preparado una hermosa escalera y una plataforma de acero inoxidable para entrar en el agua y una ducha de agua dulce para la salida.

Ruta de Gerakas a Pto de Monenvasia
Al día siguiente hacemos la última etapa hasta el puerto de Monenvasia, a socaire de la isla del mismo nombre.
Pto de Monenvasia
Nos encontramos con una pareja de españoles que viven en su pequeño velero, Chemari y Amelie.
Una sola cerveza es suficiente para que Chema se anime a trepar a lo alto del palo y sustituya las cazoletas rotas del anemómetro. Juventud, divino tesoro., aunque no hay manera de bajarlo del palo, pues tiene vista preferente de las tortugas que campan por dentro del puerto de Monenvasia.
Reparacion de la Veleta
Cenamos en el restaurante de nuestro amigo casado con una donostiarra, como siempre muy bien, con ese plus que da la cocina del norte de España, incluso a la aburrida carta tradicional griega.

La tortuga de Monenvasia


domingo

29 de Junio a 01 de julio 2018 El Golfo Argólico


Ruta de Ermioni a Porto Cheli
 Ha llegado el momento del "dolche far niente", las navegaciones cortas, a favor de mar y viento y sin destino marcado.
La idea en general es resbalar el Peloponeso y pasar al Jónico, donde arribarán dentro de un mes unos amigos de Málaga en su viaje primerizo a estas islas.Hay tiempo o eso parece para hacer las cosas con calma.
Nuestra primera singladura es a una serie de calas frente al puerto de Spetek, de aguas muy limpias y rodeadas de casas de alto "standing".
Nuestro intento de darnos un baño se va al traste pues la temperatura del agua sigue estando muy por debajo de lo que nosotros consideramos confortable.,

Al Fondo Agios Emilianos
Fondeamos poco despues de medio día en la bahía de Porto Keli  (...o Porto Cheli, ...o Puerto Queli), donde lo hacen habitualmente cientos de barcos.
Hay un cambio desde la última vez que estubimos aquí, creo que el año pasado. Han desaparecido los cientos de barcos que amarrados a un muerto, pasan aquí largas temporadas.

Porto Cheli o Queli (Vista antigua)
 Si sois habituales de la zona lo entendereis. Recordar que hay un pequeño muelle de madera frente a la gasolinera y al lado del supermercado. Llegar a él era un viaje por el laberinto de los barcos fondeados en las boyas.

Los han movido todos y están construyendo un espigón que sale frente al grupo de árboles que se ve en el extremo izquierdo de la foto. De momento avanza mas de 100 metros. Pero tranquilos, aún queda mucha lámina de agua por ocupar.

A este fondeo deberían venir los estudiosos de la poseidonia. Son cientos diariamente los barcos que calan sus anclas y extienden sus cadenas sobre las mismas... y cada año hay mas plantas, es como si el constante arado de los fondos revitalizara las raíces de las plantas.

Por la noche una tormenta hace que los vientos suban hasta los 35 nudos, pero la Rodna y 50 metros de cadena en 6 metros de agua nos manienen en su sitio durante las tres horas del fenómeno.
Obras en construcción en Porto Cheli
Al día siguiente saltamos hacia Naplion, una de esas ciudades que no hay que perderse en esta zona., con un barrio de tiendas y restaurantes muy personal, donde las calles están techadas de bugambilias.
Ruta de Porto Cheli a Naplion
Hacemos una parada a desayunar en el precioso fondeo de la isla de Korakas, que está solitario y que con sus aguas verde esmeralda es una invitación al baño,... que no nos damos, de nuevo alarmados por las temperaturas del agua.
El fondeo del canal de Korakas
Y sin embargo hace calor y tras de unas cuantas millas a motor, paramos en una cala antes de llegar a Naplion, aprovechando que en este puerto es raro que no haya un sitio para atracar, ya que a pesar de ser una base de los charter de veleros, hay mucho espacio, la mayoría de las veces gratuito, pero sin electricidad, lo que empieza a ser raro en Grecia.

Fondeo antes de llegar a Naplion Ag. Karatorm
Poco me queda decir de Napplio que no haya dicho en entradas anteriores, así que un paseo un helado y a dormir

Por la mañana descubrimos que sigue saliendo agua por la unión del calentador y decidimos volver atrás a que Yorgos nos lo solucione, con sábado y domingo por delante, nos tomamos las cosas con calma.

Ruta de Naplio a la ensenada de Chardari (Vivari)
Parada a desayunar en la ensenada al norte de Nisis (Isla de) Tolo, con su inconfundible olor a pinos y el canto de las cigarras (Dicen que es un movimiento de sus patas para refrigerarse). Luego seguimos la costa a corta distancia de una larga playa que se abarrota de bañistas y es que claro, estamos en Julio. Pero insisto. Hay pocas personas en el agua.
Fondeo en Tolo
Paramos a comer y pasar la noche en la ensenada de Vivari, fondeando a pocos metros del muelle pesquero, en la zona NNW, ya que la zona ente el muelle y la entrada a la laguna, con menos fondo está abarrotada de barcos con muertos, que se mueven de forma incompatible a los que fondeamos "a la gira" con cadena
Ensenada de Vivari
Un último salto nos llevará a las cercanías de nuestro varadero invernal, donde mañana vendrá Yorgos a revisar el calentador
Ruta de Viari a Koilada
Hay un puerto con seis u ocho atraques para barcos de tránsito, donde es dificil encontrar amarre, aunque la ensenada con calados de 3 a 4 metros y muy buen tenedero es suficiente para pasar una bonita noche
Puerto de Koilada

Varaderos de Koilada. El pez grande intenta comerse al pez chico