lunes

13-08-2012 De Patrás a Itaka


Se han unido a nosotros Carmen y Josu, que navegaron con nosotros el año pasado y tras de estudiar las posibilidades de sus diez dias de vacaciones, decidimos que les enseñaremos los sitios que mas nos han gustado de esta zona del norte de las Islas Jonicas.

Así que este año no pisaremos el Peloponeso que tanto nos ha gustado, ni Zakintos y todo lo demás será de pasada.

La travesía hasta nuestra primera parada, Itaka, es monótona y sirve para que nuestros amigos se hagan al barco y desconecten de su vida normal. Conversamos y nos ponemos al día de los aconteceres de este "agnus Orribile" para casi todos.

Por fin podemos leer un periódico español, aunque ya esto con Internet no aporta nada espectacular si es de notar la desaparición de "El Pais" de todos los kioskos de prensa internacional por estas zonas. Hay periodicos Italianos, franceses, Alemanes, Norte-americanos y Rusos, pero falta el representante español.


Arrumbamos a una pequeña cala por debajo de Punta Plateia, llamada Sarakiniko donde apenas caben cuatro barcos, con una pequeña playa y aguas espectacularmente turquesas.

La maniobra es complicada y nos deja al límite de tocar con los otros barcos que permanecen a la gira e impiden el borneo. En cuanto el viento comienza a subir a mediodía la situación se hace incómoda y tenemos que levantar el fondeo antes de lo deseado, ya que no merece la pena poner un cabo a tierra para pasar solo algunas horas.

De ahí a Bathy de Itaka donde pasaremos la noche fondeados a pesar de que hay sitio en los muelles.

Unas cervezas, Mythos de 500 cc a 3.50 € la pieza sentados en una terraza, ya de noche y al fresco es nuestro premio diario





1 comentario:

  1. Pongo en conocimiento de la parroquia cervecera o birrera, el hecho de que la única cerveza nacional que les queda a los griegos es la Fix. La Mythos y la Alpha, por ejemplo, las dos más conocidas, aunque empezaran siendo griegas y lleven nombre heleno o se fabriquen allí, ya no son griegas. Claro que al capitalismo no le afectan las fronteras, ni le importan los países sino la pasta gansa...
    Besos y buenos vientos!

    ResponderEliminar

Nos interesan mucho tus comentarios.

Puedes ponerlos aquí